“Barbarigo” clausurará para nuestra cuadra el año 2018 con su participación en el “Premio Luis Urbano” sobre distancia de 1.800 metros con un total de 11 participantes y cajón número 8 de salida. Una prueba de condición para Amazonas y Gentlemen con una suculenta dotación de 8.000 euros al ganador, y que tendrá lugar el próximo 27 de diciembre en el Hipódromo de la Zarzuela, coincidiendo con el bonito día “Family Day” como última prueba del año en Madrid.

Reconocemos que no sale bien parado en una severa escala de peso con un recargo más que considerado de 73 kilos, y que este hecho nos ha tenido con muchas dudas hasta el último momento, pero la decisión final consensuada entre -Jockey, prepa, y nosotros como propietarios ha sido finalmente confirmar su partant y estar presente en este día especial de clausura. Es la primera vez que portará un peso tan alto y desconocemos si ese lastre puede alterar su rendimiento de manera considerable, pero asumiendo ese riesgo, ha habido tres razones importantes que nos han hecho dar el paso definitivo para que el bravo “Barbarigo” regrese a casa por Navidad….. 
La primera razón, y la que más nos convence, es la magnífica forma con la que llega al final de temporada este batallador heredero de “Canford Cliffs”. Después de pasar algunos problemas físicos de cansancio a principio de la temporada otoñal, derivados de una larga y dura temporada primaveral y estival, y tras un pequeño descanso que le vino fantástico para recuperar, volvió a confirmar su valor en el último “GP Antonio Blasco”, donde en una distancia donde no era especialista y, ante un magnífico lote, dio nuevamente la talla hasta los últimos metros, incluso con un zapato menos que perdió durante el recorrido.
La segunda  y no menos importante razón es conceder al Gentleman “Ruben Maroto” la posibilidad de volver a ganar con el caballo que se ha tatuado en su piel para el resto de su vida. Sabemos que “Barbarigo” será su referente e imborrable recuerdo, y ahora, que el joven jinete emprende el próximo enero una nueva y más que atrevida aventura a tierras irlandesas para seguir su formación a caballo, queremos ofrecerle esa oportunidad de volver a ganar con él, volver a sentirse Jockey, y llevarse un bonito recuerdo para aquellas verdes tierras de turf.
La tercera razón es el poco riesgo que corremos al participar en esta prueba, contando con un tiempo de recuperación suficientemente longevo hasta la próxima primavera madrileña. Nuestra primera intención era esperar al calendario invernal de Dos Hermanas, descansar estos meses de invierno, y participar nuevamente en el GP de velocidad comenzando así a rodar 2019 tal y como lo hicimos este pasado año, pero nuestra previsión se fue al traste cuando ese Gran Premio se confirmó sobre la arena, y sobre un corto metraje de 1.300 metros, que quedaba fuera de las condiciones del caballo. Una lástima, pero “Barbarigo” no estará este año presente en tierras nazarenas y dejaremos su reaparición para la primavera madrileña 2019.

Tres razones de suficiente peso para volver a llamar a la suerte con una bonita opción de victoria, para lo cual estamos obligados a repetir su actual valor 42,5 que ostenta y, al mismo tiempo, esperar el fallo de, al menos los dos enemigos en pista que concedemos un peso considerable a su favor compensando valores. Es el caso de “Don Miguel”, un caballo que apuntaba para ser un referente en nuestro turf no hace mucho tiempo, pero que cada salida a pista se cuenta como un punto negativo en su contra. Actualmente con valor 36 y sin recargo en esta prueba, es sin duda el enemigo a batir y para nosotros principal favorito de la prueba. Otro caballo que salta a la vista en el partant es “Born To Be”, hasta hoy un buen sprinter que no ha pasado de los 1.400 metros, pero que su entrenador parece le ha cambiado el trabajo para situarle en una horquilla de metraje más amplia después de que no diera la suficiente talla en distancia corta. Será la primera vez sobre una distancia a medio camino del fondo, pero su alto valor 38,5 y, sin un kilo de plomo en la silla, le hace tener muy buenas opciones, si finalmente se adapta a este nuevo metraje. Son 9 kilos los que concedemos a estos dos buenos caballos, una gratuita osadía donde, si los dos marcan un valor decente en carrera, nuestras únicas opciones pasarán por luchar para completar el trío. 

Adicional a estos dos ejemplares, tienen también una buena opción el adalid de los amigos de la Cuadra Barra Sur, “Colibrí”, que se sitúa en el mismo rating de carrera que el nuestro, y que viene con la etiqueta de haber estado en el dinero en las tres carreras disputadas en España a la espera de pasar por ganadores, y aquí tienen otra buena opción. Tampoco podemos dejar sin nombrar al cuatro veces ganador en el año, “Kuvasz”,  que de nuevo con la monta de su propietaria, es sinónimo de victoria. Para sorpresa de la carrera nos quedamos con “Squiggley”, una yegua de buen valor que sin duda estaría en cotizaciones favoritas si no fuera porque lleva siete meses sin competir.

Dicho esto, difícil compromiso nos tocará vivir este navideño día de turf. Sin duda contamos con el mejor caballo del lote, pero los 73 kilos le van a pesar mucho al bravo “Barbarigo”. Aun así, seguro que ni por parte del caballo (el pobre desconoce el peso que lleva), ni por parte del joven jockey, que lleva soñando con esta nueva victoria durante toda la semana, se va a quedar algo en el tintero. Estamos convencidos que los dos van a dar el máximo y, si los astros se alinean, podríamos cerrar el año con una merecida victoria para los dos protagonistas de esta última salida de nuestra cuadra en 2018.

Mucha suerte equipo y sobretodo, mucha suerte Rubén!!! Disfruta de esta última carrera en España con tu caballo, y  que esa victoria que buscas de nuevo con “Barbarigo” sea un buen presagio de tu nueva aventura irlandesa en la que te deseamos la mejor de las fortunas.

Feliz Navidad para todo el mundo del turf.